La María


 

La María  La escena es inconfundible. Las voces de los cantantes no aceptan discusión. La imagen es el despecho, y el que la pinta es el gran compositor, Catalino Curet Alonso. A este despecho se llega, según Curet, porque se caiga en el embrujo de mujeres como “La María”.

 La María”, donde hay mucho que perder en un beso que ella dé, según escribía Culet Alonso. Ahí hemos escuchado dos temas interpretados por Héctor Lavoe y Willie Colón. En el primero, el hombre despechado pues no tiene otra que terminar en la barra del bar por culpa de una mujer como La María, aunque “La María” que le cantó Curet era un tanto idílica, sin embargo, el propio Curet ya nos había dicho que en el Caribe las razones del despecho son en realidad más carnales, más directas.

Compartir

2 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Post recientes